Propiedad exclusiva

Encargo de venta en exclusiva compartida

Cuando alguien quiere vender una propiedad en España tiene 7 opciones:

NOTA: el objetivo de este texto es reflexionar sobre las ventajas e inconvenientes de cada sistema de forma objetiva.

  1. Hacer todo el trabajo por si mismo y vender como particular experto.
  2. Si el propietario tiene experiencia y conocimientos relacionados y puede permitirse el lujo de dedicar su tiempo no hay inconvenientes, salvo que tendrá que soportar muchas llamadas de inmobiliarias intentando captar su propiedad, lo cual le dificultará el trabajo y en muchos casos al final terminará cediendo, pero no ante la inmobiliaria más profesional sino ante la más pesada, perjudicando así sus propios intereses.

  3. Hacer todo el trabajo por si mismo y vender como particular inexperto.
  4. Si el propietario no cuenta con suficiente experiencia y conocimientos, tanto jurídicos, como fiscales, como del propio mercado inmobiliario, así como de marketing digital, con casi total seguridad obtendrá peores resultados. Tendrá que dedicar más tiempo a la venta y posiblemente deberá soportar más rebajas sobre el precio final, si realmente quiere vender, o en el peor de los casos no conseguirá vender nunca.

  5. Vender como particular con ayuda de alguna empresa “PropTech.
  6. Es decir, se trata de un propietario que no tiene experiencia con los medios digitales y prefiere contratar a una empresa que haga ciertos trabajos como fotografías, documentación e incluso anunciar la venta en los portales inmobiliarios pero sin la intermediación de una inmobiliaria, es decir, seguirá vendiendo como particular, aunque en algunos casos la proptech también asume la intermediación.

  7. Encargar la venta a una sóla inmobiliaria sin exclusiva.
  8. Normalmente el propietario no quiere exclusiva con ninguna inmobiliaria porque quiere encargar la venta a varias inmobiliarias, con las ventajas y los inconvenientes que ello conlleva, pero hay un caso excepcional, cuando un propietario sólo le encarga la venta de su propiedad a una única inmobiliaria, pero no le concede ningún tipo de exclusiva, parece una situación anómala pero se da muy a menudo.

  9. Encargar la venta a muchas inmobiliarias sin exclusiva.
  10. Este sistema tiene una ventaja y un inconveniente, la ventaja es que muchos profesionales van a trabajar para vender el inmueble y el inconveniene es que como sólo uno de ellos va a obtener el premio no se van a centrar en los intereses del propietario sino en los suyos propios. Al decidir esta opción se busca cantidad de servicio y no calidad y eso es precisamente lo que se consigue, es posible que finalmente la propiedad se venda, pero quizá demore más tiempo o sea necesario rebajar el precio innecesariamente.

  11. Encargar la venta a una sóla inmobiliaria en exclusiva.
  12. Sin duda una inmobiliaria que trabaja en exclusiva la venta de pocas propiedades, podrá centrar más esfuerzos a dichas propiedades. Si a la inmobiliaria le gusta realizar un trabajo de la máxima calidad, se van a esforzar en todos los detalles hasta conseguir la venta, posiblemente antes de lo que el propietario esperaba y con menos rebajas de las que hubiera tenido que soportar con otros sistemas. El gran inconveniente es que sólo una inmobiliaria podrá vender el inmueble, por lo tanto, el propietario debería elegir bien a qué inmobiliaria concede la exclusiva, mejor preguntar por los servicios y comparar antes de elegir.

  13. Encargar la venta en EXCLUSIVA COMPARTIDA.
  14. Este sistema es una mezcla entre los 2 anteriores ya que una inmobiliaria elegida por el propietario tendrá la exclusiva, pero a su vez la compartirá con otras inmobiliaria o intermediarios, compartiendo honorarios, evitando inflar el precio y evitando duplicar la publicidad o marear a posibles compradores con anuncios similares de la misma propiedad con diferentes datos. Cada inmobiliaria anunciará la propiedad en su web, en su escaparate y la compartirá con su red de posibles interesados y contactos, pero sólo una la anunciará en los portales inmobiliarios públicos y así el propietario sólo tendrá que hablar con una inmobiliaria, que se encargará de comunicarse con las demás, compartiendo fotos profesionales, un completo dossier inmobiliario y cualquier novedad que pudiera surgir.

Si buscas vender tu propiedad por ti mismo, aquí tienes los portales inmobiliarios para anunciarla, si decides encargarla a muchas inmobiliarias entendermos que no te preocupe tener que comparar para elegir la mejor. Pero sin embargo, si eliges exclusiva entonces si deberías elegir correctamente y siempre que sea posible te conviene exclusiva compartida, ya que de esa forma incluso tú mismo podrás seguir vendiendo tu casa, con la ayuda y el asesoramiento de profesionales inmobiliarios, reduciendo sus honorarios a la mitad en este caso.

Sea cual sea la elección es tu casa, son tus normas y si estás contento nosotros nos alegramos, pero por favor no concedas la exclusiva a una inmobiliaria que gestiona cientos de propiedades sin exclusiva y tú eres el único “pardillo” que “ha picado” y encima sin posibilidad de compartir con otras inmobiliarias, ni de participar tú mismo en la venta.


Sobre el Autor

Andy García

Consultor inmobiliario en @inmokia, conferenciante, docente y consultor de marketing digital en @Andy21, fundador y presidente de @ActitudSocial

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.